8 octubre, 2013

Cómo ahorrar en los libros del cole

Cómo ahorrar en los libros del cole

Llega la temida vuelta al cole para los niños, que dejan su temporada de estío y deben volver al estudio. Al menos ellos suelen consolarse con que por lo menos se reencuentran con sus amigos después de las vacaciones. Pero la vuelta al cole no solo es para ellos, sino también para los padres. A ellos poco consuelo les queda. El lote de libros de texto que tienen que comprar suele costar a partir de 200 euros por niño, un precio que se incrementa a medida que los pequeños crecen y acceden ciclos superiores de educación.

Pero no solo son los libros, sino que también hay más gastos que van desde los uniformes, el propio precio del colegio, el comedor, el transporte, el material escolar, la vuelta a las actividades extraescolares… Septiembre es una nueva cuesta y quizás peor que la de enero.

Por ello, vamos a proponer una serie de alternativas, para al menos poder ahorrar un dinero en ese aspecto. Con respecto al transporte, si vamos a utilizar nuestro propio vehículo, podemos llegar a un acuerdo con algunos padres para realizar turnos. Por otro lado, con la ropa y los uniformes, si no hemos recurrido a las rebajas de verano, una opción es heredar. Se ha hecho siempre entre familiares y amigos y es una buena forma de sacar partido a las compras realizadas. Sobre todo en las edades más jóvenes, cuando los niños crecen rápido y la ropa o el calzado se quedan pequeños sin que hayan llegado a estropearse.

Con los libros podríamos hacer un poco lo mismo, pero siempre hay alguna razón por la que las editoriales terminan haciendo cambios en los textos para sacar una versión actualizada, y si el pariente o el amigo que te deja el libro no es exactamente alumno de ese curso el año anterior, es muy complicado que se pueda rescatar el material para reutilizarlo.

Estos días hemos visto por la televisión como en la calle Libreros de Madrid son muchos los que hacen cola para comprar o vender sus libros de segunda mano en las tiendas, y algunos incl

Pero no todos los sufridores de la crisis o todos aquellos que deseen ahorrar se encuentran en Madrid, por lo que hay que estudiar nuevas vías. El intercambio o el préstamo no tiene que ser exclusivo entre conocidos o familiares, ni siquiera entre personas de la misma localidad: una reunión entre padres en el colegio para hacer el intercambio o recurrir a Internet son dos nuevas opciones. La red alberga diferentes páginas que ofrecen la posibilidad de comprar los libros utilizados a un menor precio, como Segunda Mano, Ebay, Amazon, etc. Para recurrir al préstamo o al cambio, están Truequebook, Iberlibro, Donaz o Changebook.  Además, algunas librerías ofrecen descuentos en los libros nuevos solamente por hacer la compra de los mismos a través de la red. Y otras dan la opción de comprarlo tanto nuevos como utilizados, como Priceminister. Por último, el alquiler es una posibilidad también: Alquilibrix.uso han optado por la vía rápida y directamente han hecho su propios top-manta en la calle; ilegal, por cierto.