24 octubre, 2019

El cuidado de los dientes de leche es fundamental para prevenir enfermedades futuras

El cuidado de los dientes de leche es fundamental para prevenir enfermedades futuras

El cuidado de la salud bucodental de los más peques es fundamenta para su correcto desarrollo, y no hay que esperar a que tengan un problema para acudir al odontólogo, algo más habitual de lo que parece. Muchas personas, solo llevan a sus hijos e hijas al dentista cuando tienen dolor o alguna fractura, y esto es un gran error, que puede tener nefastas consecuencias. Otro grave error consiste en pensar que mientras los menores no tengan sus dientes definitivos, no hay que llevarlos al dentista.

Pues sí, aunque tengan sus dientecitos de leche, es necesario que los niños y niñas visiten al dentista, al menos, un par de veces al año. Y este es un consejo de Clínica Dental Murcia Jose Luis Cano, especialistas en implantes dentales y en rehabilitaciones orales, que trabajan con distintos métodos para mejorar la salud bucodental de toda la familia. Cuentan con el mejor equipo profesional con años de experiencia a sus espaldas y que han hecho de su profesionalidad el sello distintivo de Clínica. Además, cuenta con la mejor aparatología y los tratamientos más innovadores en sus modernas instalaciones. Porque cada día reciben infinidad de casos de mala salud dental, cuida los dientes de tu peque, porque sino, lo pagará en la edad adulta con la pérdida de piezas dentales. Volverá a acordarse de sus dientes de leche, seguro.

Los dientes de leche y su poder

“Un ratón llamado Pérez, contaba todos los dientes,trabajando en una noche,pasaba ya de los veinte. Cuando se iba a descansar,un niño un diente perdió,y pasó toda la noche,buscando en su habitación. Alrededor de la cama,bajo el pesado colchón,en las sábanas, la colcha,hasta dentro de un cajón.¡Y el diente no apareció! Ya se marchaba apenado,y algo llamó su atención,un diente había en la mesa,con la mina de un carbón.La punta de un lapicero,el niño debió morder,como el diente estaba negro, no lo vio hasta amanecer. Al fin ratoncito Pérez,se llevó el diente manchado, y un camino de carbón, dejó su rastro marcado”.

¿Conoces este poema?, ¿Quién sabe si volveremos a escuchar esta canción? Y es que puede que el Ratoncito Pérez tenga los días contados, por que algunos dentistas americanos, están dispuestos a quitarle el curro. Piensan llevarse todos sus dientes. ¿Que no te lo cree?

Y es que por eso los quería el Ratoncito Pérez o el Hada de los Dientes, claro. Y es que los dientes de leche contienen células madre que podrían ser de gran utilidad en el futuro. Es por esto, que los dentistas estadounidenses están recomendando extraer los dientes de leche antes de que se caigan, siempre y cuando, los dientes se conserven en perfecto estado.

El doctor Songtao Shi, investigador del National Institute of Health (NIH, EE UU), confirma la existencia de estas células en el interior o pulpa dental, de los dientes de leche, que podrían ayudar a regenerar los tejidos de diversas partes del cuerpo: dientes, huesos o células cerebrales. Pero el problema es que tiene que ser un dentista quien los extraiga, «los dientes que contienen la mayor cantidad y calidad son los que mantienen un suministro de sangre hasta que son extirpados y procesados», asegura desde National Dental Pulp Laboratory.

Estas células madre que se encuentran en los dientes de leche, tienen la capacidad de dividirse y convertirse en células especializadas, que pueden formar tejidos en diferentes partes del cuerpo. Esto podría servir para ayudar en una terapia celular y medicinal en el futuro.

“La pulpa dental contiene células con un importante potencial de proliferación y de diferenciación, fundamentalmente en tejidos como hueso, cartílago y grasa”, asegura el Director del Área de Terapia Celular en la Clínica Universitaria de Navarra, Felipe Prósper.

Por su parte, la presidenta de la Sociedad Española de Odontopediatría, Paola Beltri, ha hecho las siguientes declaraciones: “Con técnicas específicas pueden ser inducidas para formar nuevas células de cualquier tejido de los que tienen su mismo origen: corazón, hueso, músculo…”.

Tomás Abad Garrido, director general de Dencells Biomedical Institute, asegura respecto a la formación de tejidos que “Existen muchos estudios y tratamientos en fase preclínica y clínica con éxitos en tratamientos de artrosis, ceguera, lupus, cardiología, diabetes, regeneración de piel, regeneración de hueso, dientes y tejidos periodontales”.

Además de los dientes de leche, pueden ser fuente de células madre, las muelas del juicio, que contienen en su pulpa una gran cantidad considerable, que permite regenerar las córneas dañadas, entre otras cosas.

Vamos, que si esto avanza, el Raroncito Pérez será historia.